Home » EDITORIAL » El Presidente Barack H. Obama y la Estrategia de la Crispación

El Presidente Barack H. Obama y la Estrategia de la Crispación

El Presidente Barack Obama no ha cumplido, hasta hoy, muchas de sus promesas de campaña. Pero existe la posibilidad de que en una segunda oportunidad las cumpla... Dr. Alfonso

El Presidente Barack Obama no ha cumplido, hasta hoy, muchas de sus promesas de campaña. Pero existe la posibilidad de que en una segunda oportunidad las cumpla... Dr. Alfonso

En política, entre las muchas verdades, hay cuatro que son como un templo: los políticos no se venden, se alquilan; el Estado no existiría si no contara con nuestro dinero; con nuestros impuestos siempre el Estado gasta más de lo que le ingresa; y los políticos, como el Estado, piensan que les pertenecemos y no a la inversa… Dr. José R. Alfonso.

Si algo tienen en común algunos políticos, gobiernos e ideologías, demócratas y totalitarias, es que consideran a su Partido por encima de todo, incluso por encima de sus propios circunscriptos,  sociedad civil y pueblos, según sea el régimen imperante.

Donde impera  la democracia Representativa o Participativa “Poderoso Caballero Don Dinero”  han convertido la Democracia y su gerencia política en una Plutocracia, incrementando a niveles inimaginables La Cleptocracia. Su columna vertebral son los Medios de Comunicación -para quienes la información u su proceso de fabricación y distribución están motivado por la necesidad de vender noticias (el producto) -jugando un rol vital en la llamada “Guerra de Cuarta Generación” por el dominio mundial  mediante el control de la “opinión pública”. es una mercancía más destinada a producir rentabilidad económica como cualquier otro producto comercial dentro de la oferta de mercado generando así necesidades masivas de consumo. Por su altísimo potencial e influencia programa, desorienta y formula conductas sociales a escala masiva -conseguido a través de la manipulación y desinformación informativa,

 En los sistemas totalitarios, sobre todo en donde impera la llamada “dictadura del proletariado” no hay cuestionamiento alguno, son regimenes de “ordeno y mando” y  su fracaso socio-político-económico esta muy bien representado por la implosión del conocido campo socialista (Unión de Republica Socialistas Soviéticas (URSS).

El sistema que más se acomoda ideológicamente, no precisamente el mejor, a los intereses del “hombre de a pie” es el Representativo (Parlamentario y Congresional)  Constitucional y Federal, llamase capitalista, nacionalista, socialdemócrata, entre otros nombres, cuyo grado de legitimidad y funcionamiento descansa en el reconocimiento de la elección como procedimiento de selección de Gobierno, en el respeto a las minorías como expresión del pluralismo político y en que la oposición reconoce al Gobierno y viceversa. La aceptación y el respeto por parte de los jugadores políticos  de algunas reglas no escritas están entre sus pilares como: a) el que pierde, reconoce su derrota; b) el que gana, respeta al derrotado y no lo persigue; c) para ganar, no todo vale, que marca la diferencia existen entre lo moral e ilegal.

En la arrasadora victoria de Barack H. Obama en el 2008 jugo un importante papel el pase de la factura a la Administración Bush-Chenny y a los republicanos por el pueblo estadounidense. Realmente Obama no ha cumplido,  hasta hoy, sus promesas de campaña.  ¿Por qué el Congreso esta controlado por una ultraderecha republicano que no solo le ha impedido gobernar sino que no quiere su reelección? ¿Por haber consumido gran parte de su capital político en la Reforma de la Salud?  Podríamos continuar enumerando otros puntos.  Pero existe la posibilidad de que en una segunda oportunidad el Presidente Barack H. Obama cumpla sus promesas. De todas formas las opciones republicanas no son las mejores para el pueblo americano.

Próximo EDITORIAL:  “La Estrategia de la Crispación”.

Share and Enjoy